Violaciones y asesinatos en la Normal de Tamazulápam: Alfredo Martínez de Aguilar

*Al tratarse de violaciones tumultuarias, previamente concertadas, los familiares de las víctimas no deben descartar la presentación de denuncias ante la Fiscalía General de la República (FGR) porque los probables delitos pueden tipificarse como delincuencia organizada.

* Además de ser víctimas de violaciones tumultuarias, las alumnas de nuevo ingreso han llegado a ser víctimas de asesinatos por la represión a las que son sometidas al no prestar la debida atención en los cursos de marxismo-leninismo y entrenamiento guerrillero.

Ante el caos permanente generado por los activistas y milicianos de la Sección XXII de la CNTE, el Fiscal General del Estado, Rubén Vasconcelos, puede prestar un enorme servicio al pueblo y gobierno de Oaxaca.

Si Rubén Vasconcelos cumple su juramento laico de respetar y cumplir la ley, y hacerla respetar y cumplir, coadyuvará de manera abierta y decidida a recuperar la plena gobernabilidad en Oaxaca.

Y para ello, nada mejor que exigir a la Agencia Estatal de Investigaciones (AEI) realizar una exhaustiva investigación de las probables violaciones, agresiones y asesinatos en la Normal de Tamazulápam.

Al tratarse de violaciones tumultuarias, previamente concertadas, los familiares de las víctimas no deben descartar la presentación de denuncias ante la Fiscalía General de la República porque los probables delitos pueden tipificarse como delincuencia organizada.

Además de ser víctimas de violaciones tumultuarias, las alumnas de nuevo ingreso han llegado a ser víctimas de asesinatos por la represión a las que son sometidas al no prestar la debida atención en los cursos de marxismo-leninismo y entrenamiento guerrillero.

Las dependencias rectoras de la educación normal del gobierno federal y estatal, la Secretaría de Educación Pública (SEP) y el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO) no ignoran que las escuelas normales, son centros de entrenamiento guerrillero.

Desde el periodo presidencial de Lázaro Cárdenas las escuelas normales del país son manipuladas por la Federación de Estudiantes Campesinos Socialistas de México (FESCSM) a grado tal que algunas de éstas como la de El Mexe., Hidalgo, fue cerrada al ser foco de permanente subversión.

En las benditas redes sociales circula la denuncia de tres casos de violación y abusos físicos que se habrían cometido recientemente al interior de la Escuela Normal Rural Vanguardia de Tamazulápam del Progreso.

Afortunadamente, los probables responsables están plenamente identificados, toda vez que las presuntas violaciones fueron propiciadas por las integrantes del Comité Estudiantil en complicidad con docentes y personal administrativo.

“Las víctimas fueron estudiantes de nuevo ingreso, quienes de acuerdo a una de las denuncias presentadas de manera anónima para evitar represalias, la noche del pasado domingo 18 de agosto, fueron sacadas del dormitorio y encerradas en los sanitarios para violarlas”.

“El grupo de estudiantes de nuevo ingreso había sido convocado a presentarse a las instalaciones el día jueves 15 de agosto por presiones del comité estudiantil, quienes indicaron que de no hacerlo quedarían fuera de la normal”.

“Desde ese momento y hasta el sábado quedaron incomunicadas. Durante esos 3 días las hicieron hacer trabajos de tequio (pintar, barrer, cortar césped, etcétera). Tenían sólo 10 minutos para ingerir sus alimentos y les daban porciones pequeñas”, relató un familiar de las víctimas.

Lo más fuerte de la denuncia, añadió, es que “se está llevando a cabo dentro de la institución bullying y acoso sexual”.

“Lo anterior ocasionó la deserción de las jóvenes de nuevo ingreso, mismas a quienes les robaron artículos personales y artículos electrónicos como lap tops y tabletas”.

“Hasta el momento, al menos una de las víctimas presentó denuncia ante las instancias correspondientes para que los hechos sean investigados y sancionados”.

Cabe destacar que en octubre de hace dos años, fue denunciado un caso de abuso físico que derivó en la muerte de la estudiante chiapaneca Lizbeth Noemí Escalante Pérez, alumna de nuevo ingreso.

Los integrantes del Comité Ejecutivo Estudiantil Alma Oaxaqueña, la obligaron a la realización de trabajos forzados como medida de sanción por haberse dormido en un círculo de estudio sobre marxismo.

Por la causa de muerte asentada en el Acta de Defunción, fortaleció el móvil que la estudiante chiapaneca Lizbeth Noemí Escalante Pérez, fue asesinada a golpes durante las prácticas guerrilleras a que son sometidas las novatas.

La alumna Lizbeth Noemí Escalante Pérez tenía 18 años de edad, era originaria de Chiapas y estudiaba el primer semestre en la Escuela Normal Rural Vanguardia del municipio de Villa de Tamazulápam del Progreso en la región de la Mixteca.

Ahora, nuevamente las Fiscalías General del Estado y de la República tienen la posibilidad de ordenar a sus investigadores profundizar las investigaciones y confirmar las probables violaciones, asesinatos y entrenamiento guerrillero a los que son sometidas las alumnas de nuevo ingreso.

 

alfredo_daguilar@hotmail.com

director@revista-mujeres.com

efecktoaguila

off
A %d blogueros les gusta esto:
Violaciones y asesinatos en la Normal de Tamazulápam: Alfredo Martínez de Aguilar – Libertad-Oaxaca off