Olvida el SAT las licitaciones

SATEn lugar de realizar licitaciones públicas por los proyectos y servicios que requiere, el Servicio de Administración Tributaria (SAT) prefiere adjudicarlos directamente a las empresas.

Según información del propio fisco, entre el 1 de enero de 2014 y el 14 de abril de 2015, entraron en vigor mil 574 proyectos para los cuales se requirió de participación privada y se utilizaron recursos asignados del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF).

De ese total, mil 348 proyectos, un 85.6 por ciento, se adjudicaron de manera directa a las empresas ganadoras.

En contraste, serealizaron únicamente 179 licitaciones, equivalentes al 11.3 por ciento del total de proyectos en el periodo, y 48 con invitación a por lo menos tres concursantes.

El monto de los contratos asignados de manera directa suma 909 millones 509 mil 54 pesos, mientras que el de las licitaciones, 769 millones 255 mil 435 pesos.

Las dependencias y organismos del Gobierno federal pueden adjudicar contratos de cualquiera de las tres formas señaladas previamente.

Sin embargo, expertos y analistas consideran que las adjudicaciones directas son el método de asignación de contratos menos transparente.

“Lo ideal es que los servicios se concursen, que haya un enfrentamiento de las propuestas de los particulares y que se escoja la más eficiente, la que menos dinero necesite por un mejor servicio.

“Entiendo que a veces existe una urgencia por los servicios, pero no resulta muy transparente que casi 9 de cada 10 proyectos se asignen de manera directa”, explicó Marco Cancino, director general de Inteligencia Pública.

El especialista aseguró que es difícil encontrar una cantidad tan elevada de proyectos adjudicados directamente en otras dependencias.

Por ejemplo, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), una de las que más proyectos tiene al año, no usa tan frecuentemente la adjudicación directa. De los proyectos ferroviarios que se concursaron el año pasado, 20 se otorgaron tras una invitación a por lo menos tres concursantes, 11 fueron licitaciones y sólo 4 se adjudicaron directamente.

En tanto, algunos de los contratos y proyectos que lanzó el SAT en los últimos meses, aunque tienen objetivos similares entre sí, como puede ser la mensajería, utilizó distintos medios de asignación.

Por ejemplo, un contrato de servicio de mensajería regional y nacional urgente, con valor de 330 mil pesos, fue asignado a través de licitación pública a Negocios Delta, pero otro de mensajería especializada regional, de 147 mil pesos, se asignó de manera directa a Entregas Oportunas de Occidente.

Algunas de las adjudicaciones directas que realizó el SAT fueron por montos elevados, como la de GSI Seguridad Privada, por 5 millones 42 mil pesos, para vigilancia de oficinas, almacenes y patios del SAT en Culiacán.

También se puede contar la de Hewlett Packard México, por el servicio de soporte y mantenimiento de equipos, que entró en vigor el 20 de marzo de este año y concluirá el 19 del mismo mes de 2017, por 312 millones 313 mil 104 pesos.

Al respecto, el SAT respondió que los tres procedimientos -licitación, invitación a cuando menos tres personas o adjudicación directa- están previstos en la ley.

“La definición de optar por alguna de las modalidades para contratar a un proveedor depende de que la institución asegure las mejores condiciones económicas, se eviten costos adicionales o pérdidas y se garantice que el servicio contratado sea de calidad y eficiente”, abundó.

www.reforma.com

off Olvida el SAT las licitaciones – Libertad-Oaxaca off