Dejan Gobernadores pendientes económicos

GOBERNADORESBajo crecimiento, endeudamiento creciente o desarrollo económico insuficiente para las necesidades de la población son algunos de los retos que dejan los Gobernadores salientes.

Con excepción de Querétaro, el resto de las ocho entidades que tendrán elecciones el próximo 7 de junio para reemplazar a sus Gobernadores, tuvieron un crecimiento económico menor al de otros Estados o presentan rezagos en los ingresos de su población.

Por ejemplo, la economía de Nuevo León, de acuerdo con los Indicadores Regionales de Actividad Económica de Banamex, ocupa actualmente el lugar 13 anivel nacional por crecimiento económico.

La economía nuevoleonesa creció 1.6 por ciento en 2013, menos que el incremento nacional, mientras que en 2014 tuvo un avance de 3.4 por ciento.

Según datos del Inegi y Banamex, el crecimiento promedio anual de la entidad fue 4.7 por ciento, impulsado por un 9 por ciento de incremento en 2010, como rebote de la crisis de un año atrás.

Ese empuje inicial permitió a la Administración de Rodrigo Medina compensar crecimientos más bajos en años posteriores.

Otros Gobernadores no tuvieron tanta fortuna.

A pesar de ser la entidad con la mayor producción petrolera del País, Campeche creció 0.7 por ciento en 2014, luego registró una caída de 4.7 por ciento el año pasado y se espera que en 2015 su PIB vuelva a descender 2.1 por ciento.

Con esos resultados, el crecimiento promedio anual del Gobierno de Fernando Ortega fue de -2.4 por ciento, el menor a nivel nacional, según los datos de Banamex e Inegi.

No muy lejos de Campeche, Sonora ocupa el lugar 30 en crecimiento económico en los indicadores del banco, luego de que su PIB se contrajera 1.1 por ciento en 2014.

Baja California Sur y San Luis Potosí también se ubicaron entre las 10 entidades de menor crecimiento económico reciente.

Algunos Estados, como Guerrero y Michoacán, lograron estar entre las de mayor crecimiento económico reciente; sin embargo, a lo largo de las Administraciones salientes no fueron constantes en su desempeño.

En el caso del primero, el crecimiento promedio anual durante las gestiones de Ángel Aguirre y Rogelio Ortega, fue de apenas 1.9 por ciento.

Además, el ingreso per cápita de su población es de apenas 72 mil 863 pesos anuales, únicamente por encima de Oaxaca.

Las Administraciones de Fausto Vallejo y Salvador Jara consiguieron un crecimiento promedio anual más sólido, con 3.6 por ciento.

Sin embargo, las entidades aún enfrentan retos significativos en materia de generación de empleos y salarios.

www.reforma.com

off Dejan Gobernadores pendientes económicos – Libertad-Oaxaca off