Con propuestas concretas, Mariuma Munira volvió a ganar el debate ante sus competidores

mumaMesurada y concreta cuando de hablar de sus compromisos de campaña se trata –a diferencia de los abanderados de los otros partidos que se perdieron en acusaciones mutuas–, la candidata del PAN a diputada federal por el quinto Distrito electoral, Mariuma Munira Vadillo Bravo, volvió a ganar el debate radiofónico realizado aquí ante tres de sus competidores.

“Hay demasiadas necesidades en Oaxaca y en la República, pero debemos empezar por limpiar la casa con el sistema nacional anticorrupción que propone mi partido, Acción Nacional”, soltó la aspirante del blanquiazul ante los contendientes de Morena, PRI y Encuentro Social (PES), porque a la cita en entrevista colectiva la tarde-noche del miércoles pasado, faltó por segunda ocasión el elegido del PRD, José Antonio Estefan Garfias.

 Los pretendientes de la Diputación federal por el quinto Distrito con sede en Tehuantepec para la elección del 7 de junio próximo, dieron a conocer sus propuestas sobre cómo afrontar demandas en temas como la canasta básica, desarrollo económico y seguridad pública.

 Y mientras los candidatos de Morena y del PRI se enfrascaban en descalificaciones recíprocas, Mariuma Munira estableció que para lograr desarrollo y tener seguridad “primero necesitamos condiciones óptimas de gobierno, que sean garantía para atraer la inversión privada y gubernamental al Istmo de Tehuantepec”.

 Directa y precisa, la contendiente del Partido Acción Nacional señaló también que “el tema no es sólo invertir, sino acabar con la corrupción que existe dentro de las instituciones de gobierno, tanto federal como estatal y municipal”.

 “Por eso –subrayó– en el PAN estamos proponiendo institucionalizar el sistema nacional anticorrupción con una institución autónoma que revise con lupa hacia dónde van los dineros de los tres niveles de gobierno”.

 Advirtió que “la ciudadanía está harta de esforzarse por pagar sus impuestos, que cada vez son más, y al final los recursos del pueblo se inviertan en ‘casas blancas’ y viajes”.

 Así, para el desarrollo económico reiteró que su propuesta incluye reformas legales y políticas institucionales que contemplen la equidad de género y la igualdad entre hombres y mujeres, empezando por el trabajo remunerado y no remunerado; es decir, salario igual para todas y todos.

 Indicó que los empresarios istmeños necesitan contar con todo el apoyo de sus legisladores para exportar sus productos terminados, no quedarse en ser sólo proveedores de materias primas, sino apoderarse de los procesos para llevar sus productos allende fronteras y obtener, así, los incentivos económicos que necesitan las cadenas productivas.

 Refirió la añeja propuesta de inversión industrial de los integrantes del Consejo Ciudadano Salinacrucense, pero que ningún gobernante ni legislador les ha hecho caso, para instalar la industria del acero en el Istmo de Tehuantepec y generar 25 mil empleos bien remunerados.

 La candidata Vadillo Bravo citó también el pendiente de la reactivación de la flota pesquera, “porque en Salina Cruz la pesca se acabó; no tenemos embarcaciones ni apoyos para el diésel; todo en el sector está mal, pero los pescadores del norte sí vienen a las costas de Oaxaca con sus grandes barcos para llevarse camarón, mariscos y pescado”.

 Igualmente, reiteró su propuesta de unir a los cinco municipios conurbados en el Valle de Tehuantepec para acceder a los recursos del Fondo Metropolitano que otorgan los gobiernos estatal y federal.

 En materia de seguridad pública, recordó a sus competidores que “el mando único de policía es de origen panista, surgió durante la administración del presidente Felipe Calderón y los priistas se opusieron, pero cuando ocurrió el caso Ayotzinapa, que todos lamentamos, los políticos de hoy reconocieron inmediatamente que es lo que realmente necesitamos para garantizar la seguridad del país”.

 Agregó que el Seguro Popular también surgió en los gobiernos del PAN, pero lamentó que los legisladores priistas y perredistas de su tiempo no lucharan para concluir dos hospitales en el Istmo: uno a la entrada de San Mateo del Mar y otro entre Matías Romero y Lagunas, que a la fecha lucen como elefantes blancos.

 Al final, Mariuma Munira reiteró a sus paisanos y paisanas: “El 7 de junio voten por mí y denme la oportunidad de trabajar por el Istmo, así como se la han dado a otras personas, porque soy una mujer joven, una mujer honesta, una mujer de palabra y quiero trabajar por mi gente durante los próximos tres años”

off Con propuestas concretas, Mariuma Munira volvió a ganar el debate ante sus competidores – Libertad-Oaxaca off