Compiten niñas holandesas en pole dance

pole-dance-ninasQuien piense que hacer acrobacia aérea desde un tubo o como algunos le llaman, pole dance, es una actividad ordinaria o exclusiva del mundo erótico, se equivoca.

Al menos, ese fue el mensaje que emitieron los participantes del Campeonato Nacional de Baile en Barra celebrado el 26 de abril en el centro deportivo de Maaspoort de la localidad de Den Bosch.

El evento incluyó por primera vez la categoría de niñas de entre 7 y 14 años de edad, con lo cual se culminó un controvertido proceso para hacer del pole dance un deporte de alto rendimiento en Holanda.

Si bien desde hace dos años ciudades como Ámsterdam ofrecen a menores clases regulares de tubo, como si fueran de ballet o gimnasia, su impartición a niñas es un tema altamente controvertido, incluso en la tolerante Holanda.

No obstante, el Campeonato Nacional hizo a un lado el tabú, pues a decir de su organizadora, Melissa O’Neil, confirmó que es una actividad deportiva seria y que no tiene que ver nada con sexo.

“Todos los niños se cuelgan de un pasamanos o se trepan de un poste, por lo que esto no es nada diferente”, sostuvo O’Neil.

“En términos de fuerza, el baile en tubo es absolutamente comparable con la gimnasia. Por supuesto que a veces tengo reacciones negativas, porque hay niños involucrados, pero por lo general, invito a la gente para que se dé cuenta de que no hay nada malo”, explicó.

Pero estas razones no son suficientes para algunas personas y buscan en internet la forma de mostrar su inconformidad.

“Es un error que participen niñas de 12 años o menores. El baile en tubo viene de los clubes nocturnos ¿Vas a permitir que niñas lo hagan?”, escribió un internauta identificado con el nombre de Isle y que participó en un foro social abierto con motivo del evento en la provincia de Brabante.

Sin ninguno de esos pensamientos, una de las niñas participantes, Enya O’Neil, de 9 años, dijo que el tubo le permite aprender nuevos trucos y que son complementarios a sus clases de circo.

Mientras que Janne Jacobs, de 7 años y quien se llevó el primer lugar de la competencia, confesó que su inspiración fue su mamá.

“Mi mamá lo hace desde mucho tiempo y a mí me parece algo bonito”, aseguró Janne, quien durante su repertorio utilizó como pista de fondo la canción de la película “Piratas del Caribe”.

Marleen van Eijk, quien tiene un estudio de danza en Rotterdam, aseguró que en términos deportivos se trata de una actividad en la que se queman alrededor de 450 calorías por hora, lo equivalente a un partido de hockey o tenis.

En tanto que la terapeuta Elsie ten Veldhuijs, del Consejo Intercultural de Rotterdam, instancia especializada en emitir consejos en el ámbito social, afirmó que los niños no asocian sus actividades con el erotismo.

De manera que para ellos es como cualquier otro deporte, por lo que no debería ser impedimento ejercerlo.

www.reforma.com

off Compiten niñas holandesas en pole dance – Libertad-Oaxaca off