Alejandro Murat: ¿Candidato de Unidad? Tradiciones, para bien o para mal: Rodrigo Pacheco Peral

Renuncia-Alejandro-Murat-al-INFONAVIT“Para crear debes estar consciente de las tradiciones, pero para

mantener las tradiciones debes de crear algo nuevo”

  • Carlos Fuentes

 Tras la designación de Alejandro Murat como el candidato de unidad a la Gubernatura de Oaxaca por el Partido Revolucionario Institucional, que se anunció el viernes pasado 29 de enero; terminó un proceso que tenía con los nervios de punta a todos los militantes y actores políticos dentro y fuera del Partido.

Y es que desde hace más de un año se había venido especulando acerca de quién sería el candidato por el tricolor. Tras conocer al supuesto “candidato de unidad” se ha escrito mucho acerca del tema. Desde quienes se manifiestan a favor y apoyan abiertamente a Alejandro, hasta quienes enojados por no haber quedado el candidato a quienes apoyaban, han despotricado acerca de las equivocada decisión del PRI.

Pero entonces, ¿Es Alejandro Murat una buena decisión para competir por la gubernatura? Esta decisión traerá consigo una ruptura interna dentro del PRI Oaxaca? ¿En verdad era el mejor posicionado en las encuestas? ¿Será posible que llegue a ser candidato aun cuando muchos señalan que está imposibilitado por su lugar de nacimiento y residencia? Empecemos por el principio.  A la hora de la elección por parte del CEN del PRI, llegaron a la final de la elección junto a Alejandro Murat:

Eviel Pérez Magaña, Senador de la República y Candidato a Gobernador del Estado en 2010, elección que perdería contra Gabino Cue. No es secreto que el Senador Pérez es identificado con el grupo dentro del PRI cercano al Ex Gobernador Ulises Ruíz, aun cuando el más de una vez se intentó distanciar de el en declaraciones y entrevistas. Eviel era uno de los precandidatos mejor posicionados, tanto dentro del PRI como en las encuestas; aunque muchos lo tildaban de ser un “candidato perdedor”, ya que no solo perdió la gubernatura en 2010, sino que tampoco logro ganar la elección al Senado en 2012, posición que ostenta por haber estado en la lista del PRI.

Quienes apoyaban a Pérez Magaña constantemente lo defendían diciendo que era el mejor posicionado en las encuestas, casi todas de reconocimiento de candidato, además que dé era el Priista que había logrado el mayor número de votos en una elección en Oaxaca. Olvidan también que es el único candidato del PRI que ha perdido una elección para gobernador en Oaxaca. Con la elección de Murat para pelear la gubernatura hay que ver si el “ala” que apoya a Eviel se mantiene fiel al partido o deciden apoyar otro proyecto.

Gerardo Gutiérrez Candiani. Aun cuando el empresario, Ex Presidente del Consejo Coordinador Empresarial y de COPARMEX no es militante del PRI, desde hace algunos meses ha impulsado su proyecto para ser candidato a Gobernador del Estado con su Agenda por Oaxaca. Candiani se posiciono fuerte para competir por la candidatura del Tricolor, bajo el proyecto de un candidato venido de la “Ciudadanía” y representante de los empresarios. Al final no lo logró, pero su trabajo logro posicionarlo en el estado en relativamente poco tiempo. Veremos si decide competir por algún otro puesto o se une apoyando al proyecto del PRI.

 Mariana Benítez Tiburcio. La Diputada Federal y Ex Subprocuradora Federal hizo un esfuerzo sobresaliente para posicionarse en los reflectores del PRI local y nacional. Con una inteligente estrategia de medios, y explotando ciertas virtudes que la diferenciaban de los otros contrincantes: El hecho de ser la única mujer; su juventud y dinamismo; su corta pero exitosa carrera; etc.; Benítez se puso en el radar para quienes deciden al candidato. Al final, parecía difícil que se decidieran por ella, y al parecer su proyecto es más para aspirar posiblemente al Senado y después apuntar a palacio de gobierno hasta la próxima elección.

 Alfonso Gómez Sandoval. El Ex Secretario de Gobierno de la actual administración de Gabino Cue, desde muy temprano expreso su deseo por ser el candidato de su partido. Con una amplia experiencia en la administración pública y en el Revolucionario Institucional, Gómez Sandoval parecía una opción poco probable, aun cuando muchos Priistas apostan por su capacidad y prudencia.

Alejandro Murat lleva consigo su característica, positiva y negativa, en el apellido. Es “el hijo del papa”. Esto conlleva que los enemigos políticos de su padre lo serán de él, pero también es cierto que la mayoría de ellos no hubieran votado o apoyado al PRI cualquiera que haya sido su candidato, así que el Tricolor no pierde mucho. Y hay que tomar en cuenta que también, así como hay muchos que no simpatizan con Murat y su hijo, hay muchos que sí, gente de poder y dinero dentro del estado, que festejaron de manera eufórica al saber que Alejandro sería el candidato.  Y bueno, también al parecer tiene la bendición de los Pinos.

Aunado a esto, Murat tendrá que remar contracorriente con la cuestión legal de su residencia en Oaxaca, ya que es señalado que no cumple con los requisitos mínimos de ley para aspirar al cargo. Además de diferentes señalamientos por parte de medios de comunicación de posesión de propiedades en el extranjero.

Ahora, mucho se ha hablado acerca de la posición en las encuestas del ex director de infonavit. Es verdad que algunos ejercicios estadísticos ponían al Senador Eviel Pérez como el personaje más conocido del PRI en el estado, algo normal con 2 campañas políticas en menos de 5 años. Este hecho de ser “reconocido” y conocido, no determina que llevará ventaja. Además de que es común que las encuestas, muchas otras donde mostraban a Murat con ventaja, sean hechas “a modo” por las casa encuestadoras, para ser utilizadas como armas mediáticas por los equipos de campaña.

En resumen, el Pri aposto por un candidato que aunque joven, representa a una vieja escuela, impulsado por un ex gobernador. Pero seamos ciertos, ¿Qué candidato dentro del PRI y aún en otros partidos no está siendo impulsado por algún ex gobernador en Oaxaca? En tierra de cacicazgos es la costumbre. Digamos, es la única manera que conocemos. Ahora están por definirse dos variantes que determinaran la situación de la elección de junio en el Estado:

1.- SI el PRI no se fracciona o divide, y algunos de los grupos no beneficiados en la repartición de candidaturas se va a apoyar a algún otro partido o coalición y:

2.- La definición del Candidato de la Coalición, que al parecer saldrá de la contienda de precandidatos del PRD;

3.- Los candidatos de los demás partidos políticos, que servirán como satélites y podrían determinar la elección si los números son cerrados poco antes de la elección. Sobresale el caso MORENA, donde AMLO al parecer se ha decidido por un candidato de poca fuerza mediática y no tan conocido, Salomón Jara; aun teniendo como partido fuerza en Oaxaca. Esto hace dudar y especular la posición de MORENA en la elección, así como para que está jugando. El tiempo lo dirá.

Así el PRI ya tiene candidato. Algunos festejan. Otros están muy tristes. Algunos otros más que enojados. Expectantes muchos más. En este Oaxaca donde aunque pasa muchos, pareciera vivir siempre un recuerdo de algo que ya vimos y vivimos, otra vez un 1998, un 1988, un 1976,….a lo mejor atrapados en esta gran historia que tanto presumimos, víctimas de nuestras tradiciones. Para bien, pero también para mal.

Twitter: @Pachecoperal

off Alejandro Murat: ¿Candidato de Unidad? Tradiciones, para bien o para mal: Rodrigo Pacheco Peral – Libertad-Oaxaca off